fbpx

¡Hola chic@s!

¿Has estrenado este año el sol? si no es así, seguro que con el tiempo que hace ya va apeteciónedo comenzar con los primeros baños de sol para ir poniéndose morenos de cara al verano.

Pero algo que debemos saber es que aunque las temperaturas aun no sean veraniegas los rayos del sol ya son los bastante intensos como para producirnos daños en la piel, y nuestra piel se encuentra en un momento más delicado porque ha perdido el moreno del año anterior, por lo que debemos extremar las precauciones, especialmente si se trata de niños.

Si salimos a tomar el sol, en nuestro bolso no nos pueden faltar ni gafas de sol, ni cremas protectoras tanto para la cara como para el cuerpo ni protectores labiales con protección solar.

En nuestra farmacia contamos con una gran variedad de protectores solares donde encontrarás todo lo que necesitas para garantizar una adecuada protección.

Debemos recordar que a pesar de que los efectos de las quemaduras provocadas por el sol se resuelvan a los pocos días, la piel puede sufrir daños permanentes, y poco a poco puede aumentar la probabilidad de sufrir un melanoma.

Para minimizar este riesgo debemos adoptar sencillas medidas como:

– Protegerse de la exposición solar buscando lugares con sombra y evitar las horas centrales del día, que es cuando más intenso son los rayos del sol

– Utilizar ropa para proteger nuestra piel, es decir, usar gorras, viseras, sombreros, pañuelos, camisetas, etc. que puedan taparnos un poco y así evitar la exposición directa, sobre todo ahora que nuestra piel está más blanca.

– Por supuesto, utilizar fotoprotectores solares, pero no sólo una vez, si no que habrá que aplicarlos antes de salir de casa, media hora antes de exponernos al sol y en cantidad abundante. Si sudamos o nos mojamos deberíamos reaplicarlos ya que podrían perder su eficacia.

¡Sigue estos consejos y podrás disfrutar del sol veraniego de forma segura!