fbpx

La cistitis es una infección urinaria que afecta a la vejiga, habitualmente de origen bacteriano. Además de ser la infección más habitual del sistema urinario, que afecta hasta a un 50% de las mujeres, es también la segunda enfermedad con mayor incidencia, sólo por detrás de las infecciones respiratorias.

¿Cuáles son las principales causas y factores de riesgo ante la cistitis?

Los principales factores de riesgo para contraer infección de orina son:

Obstrucciones: es el factor más importante porque favorece que las bacterias crezcan y se reproduzcan.

Diabetes: en las mujeres diabéticas, aumentan las probabilidades de sufrir cistitis, pero no en hombres.

Embarazo: existe un mayor riesgo de producir una infección asintomática, por lo que los especialistas deben controlar la orina regularmente y tratar la cistitis en caso de que aparezca, ya que “puede provocar pielonefritis en el último trimestre“.

La cistitis presenta unos síntomas muy destacables y fáciles de diagnosticar. Podemos saber si tenemos cistitis si sentimos alguno de estos síntomas:

  • Dolor o escozor al orinar.
  • Micción frecuente.
  • Necesidad permanente de orinar.
  • Orina sanguinolenta.

¿Por qué sufrimos más cistitis en verano?

Las altas temperaturas, el cloro y la mayor afluencia de público en determinados espacios pueden producir la aparición de determinadas dolencias en verano. Una de ellas es la cistitis. En este periodo estival, los baños, la piscina o una menor hidratación pueden incrementar el riesgo de padecerla.

Para ello es importante seguir unos hábitos como: 

  • Mantener la zona genital seca: La humedad en la zona vaginal favorece la aparición de infecciones por lo que es recomendable llevar siempre un bañador seco de repuesto o ropa interior limpia para cambiarse tras el baño.
  • Evitar el uso de ropa interior demasiado apretada

Garantizar una transpiración adecuada de la zona íntima femenina también ayuda a evitar las infecciones vaginales, por lo que es conveniente utilizar ropa holgada y de tejidos transpirables como el algodón.

  • Cuidar la higiene íntima. Una adecuada higiene íntima favorece una buena salud ginecológica.

Para ello, darse una ducha con agua después de un baño en el mar o la piscina previene irritaciones por sal, arena o cloro.-

  • Utilizar toalla en playas y piscinas: Utilizar toalla en la playa o en la piscina para evitar sentarse directamente en la arena o en zonas que puedan provocar irritación vaginal es una recomendación muy básica pero necesaria.-
  • Beber agua para evitar infecciones urinarias: El consumo de agua es aconsejable para la salud en general, pero además en el caso de las infecciones vaginales evita que se acumulen gérmenes en el tracto urinario, eliminándolos en la orina.

Algunos alimentos que alivian los síntomas de la cistitis son:

Hemos hecho una selección de 8 alimentos que ayudan a prevenir y aliviar los síntomas de la cistitis, como:

  • Arándanos rojos: Su riqueza en taninos, quercitina y vitamina C ayuda a impedir que la bacteria E. Coli se adhiera a las vías urinarias. Algunos tratamientos que nos pueden ayudar a prevenir y solventar los síntomas de la cistitis gracias a su alta concentración en este fruto rojo, el arándano rojo americano. Podemos encontrarlo tanto en comprimidos, cápsulas como en jarabe. Algunos de estos son los recomendados por Labotatorios Arkofharma, no solo ayuda a prevenir la cistitis sino que a la vez, si esta ya se ha producido favorece la eliminación de la bacteria contaminante a través de la orina.
  • Espárragos: No pueden faltar en una dieta para aliviar una infección de orina. Y es que los espárragos son perfectos a la hora de tratar y prevenir las cistitis debido a su aporte en fibra y por su potente acción diurética.
  • Rábanos, también son diuréticos, lo que significa que favorece la expulsión de los invasores a través de la orina, con lo cual, se evita que permanezcan en el tracto urinario.
  • Zumo de limón: Otro de tus aliados a la hora de combatir la cistitis es el limón y su poder antiséptico y antibacteriano.

Pon remedio y disfruta de un verano saludable.